miércoles, 2 de mayo de 2012

Solomillo de cerdo con crema de castañas

Un plato para sibaritas.




Ingredientes:

  • un solomillo de cerdo 
  • ½ kg de castañas 
  • 250g de setas silvestres 
  • un grano de ajo 
  • aceite y sal 

Preparación: 

Limpiar el solomillo de toda su grasa exterior, salar y cocinarlo en el horno a 180 º C hasta que quede jugoso en su interior. Una vez cocinado, cortar en rodajas más o menos gruesas. También podemos optar por cortar el solomillo en rodajas de unos tres dedos de grosor y cocinar en una sartén con un poco de aceite de oliva. 

Para la crema de castañas: 

Hacer un pequeño corte en las castañas y cocerlas en el horno hasta que queden cocidas. Una vez peladas añadir caldo de carne o de ave, un poco de mantquilla y triturar el conjunto con la ayuda de una batidora. Si se quiere que la crema quede más fina, pasarla por un pasapurés. Picar los dientes de ajo y dorarlos en una sartén antiadherente con un poco de mantequilla. 

Añadir las setas y saltearlas durante unos instantes. Colocar un par de rodajas de solomillo de cerdo asado al plato en el que lo queremos utilizar, y acompañarlas con un poco de crema de castañas y del salteado de setas. 

Por último, colocar unas cuantas escamas de sal sobre el solomillo de cerdo. 

Nuestro enólogo Xavi Bassa recomienda este maridaje: 

Para este plato necesitamos un vino a la altura. De una cierta potencia, pero con longitud. De aroma penetrante y elegante, vivo pero maduro. Y esto lo encontramos en el Cabernet Sauvignon Reserva 2006 de Maset del Lleó.

Un vino que ya tiene una trayectoria. De buen color, franco en nariz, de aromas especiados (cuero, sotobosque, ahumados, torrefactos), de tanino vivo pero amable. Amplio en boca, y de agradable persistencia. Un vino para compartir, y en buena compañía. Servir a 15 º C.

No hay comentarios :

Publicar un comentario