lunes, 14 de septiembre de 2015

Risotto de carne al vino tinto

El risotto es uno de los modos más comunes de cocinar arroz en Italia. Es una receta que tiene su origen en la zona noroeste del país, en la zona situada entre el Piamonte, Lombardía y Verona, donde se utiliza más el arroz como un ingrediente habitual.



Ingredientes 

  • 400 g de arroz bomba
  • 50 g de mantequilla
  • 1 cebolla
  • 200 g de champiñones
  • 150 g de carne de cerdo
  • 300 ml de vino tinto Monastrell
  • 750 ml de caldo de carne 
  • sal
  • aceite de oliva
  • pimienta y una hoja de laurel
  • perejil picado

Preparación 

Cortamos la cebolla muy fina y la sofreímos en una sartén o cacerola con un poco de mantequilla y la hoja de laurel. Cuando la cebolla esté blanda, agregamos el arroz bomba y doramos un par de minutos.



Salpimentamos y añadimos el vino tinto. Cocemos a fuego lento hasta que el vino se evapore. Entonces comenzamos a ir añadiendo caldo caliente poco a poco (no añadas el caldo de golpe sino cazo a cazo)  hasta que veamos que el arroz esté tierno y cremoso. Bastarán unos 15-20 minutos.



En otra paella añadimos un chorrito de aceite de oliva virgen y cocemos los champiñones y la carne de cerdo. Una vez estén cocinados los añadimos al arroz.



Dejamos reposar unos minutos antes de servir y volvemos a añadir un poco de mantequilla. Para rematar el risotto, la tradición es añadir un buen pegote de mantequilla y un poco de queso parmesano molido, removiendo el conjunto para que tome una textura cremosa. No hace falta añadir mucha cantidad, basta con una cucharada de mantequilla y media de queso para conseguir un resultado espectacular.

Decoramos el risotto espolvoreándolo con cebollino o perejil picado y colocamos unas lascas de parmesano sobre la receta terminada.

Maridamos con...


Monastrell 2013 de Maset del Lleó

Vino tinto de un intenso color rojo cereza picota. En nariz muestra un intenso y complejo aroma en el que destacan intensas notas de fruta roja madura y suaves notas de zarzamora, sobre un sutil fondo marcado por las notas balsámicas y tostadas del roble. En boca es muy estructurado, muestra un buen cuerpo y un final afrutado y persistente.

1 comentario :